notas
Decálogo del Payaso de Hospital

🔴Antepone el tu al yo.
Su ego es un instrumento, más que una barrera.
Su personalidad brillante jamás lo separa de los demás.

🔴Es un escuchador por naturaleza, de si mismo, de su dupla, de sus compañeros, de las personas.
Tiene su oído más afinado que su boca y su nariz más libre que sus prejuicios.

🔴Es un constructor y defensor de comunidades porque en su ADN el amor es el gen más fuerte y prefiere la paz del corazón a la violencia de tener razón.

🔴Es responsable de si mismo; se cuida en su aspecto, en sus emociones. Cuida su cuerpo, lo escucha y lo aprende a interpretar.
Se cuida para cuidar.

🔴Es exigente con no ser auto exigente; se perdona a si mismo entonces así puede perdonar a los demás.
Se permite estar relajado y entonces puede permitirle estar relajados a los otros.
Más que una vara para medir a los demás tiene una varita mágica para transformar lo muy serio en algo de menor importancia.

🔴Se alegra con los que están alegres y se entristece con quienes están tristes porque en su naturaleza está el hacerse uno con el otro.

🔴Es un sensible artista que más que un escenario busca una mirada encendida y una respuesta que potencie su imaginación .

🔴Es un ingeniero en Puentes. Se ingenia para construirlos en todos los lugares de su planeta, familia, amigos, hospitales, trabajo, militancia.
Su nariz es el ladrillo con el que construye, la tenga puesta o no.

🔴Busca ayuda y consejo para poder llevar a cabo su misión.
Se reconoce frágil y necesitado de acompañamiento.
Es feliz dando pero también recibiendo.

🔴Su mente está entrenada en el Aquí y Ahora.
Puede frenarla cuando se le escapa hacia atrás para mortificarlo o cuando se adelanta a los acontecimientos y lo pone temeroso.
Su conciencia despierta le hace saber que es mucho más que los personajes que desempeña en su vida y que su ser esencial lo resguarda en su poderosa luz.

Marymar Bianco
Julio 2017